LatinGene – Novedades, Consejos y Reflexiones sobre negocios biomédicos

BlogCast de Latingene: Cronología de documentos sobre Biotecnología en Chile

Posted in 1.- Novedades, historias y aventuras del mundo biomédico by latingene on 22 agosto, 2011

Siguiendo la tendencia de los podcast, labcast, webcast y otros “casts” que se pueden encontrar por internet, se me ha ocurrido hacer una especie de mix o “multicast” que he bautizado con el nombre BlogCast. En otras palabras, espero publicar periódicamente una selección de material multimedia relacionado con un tema en particular que comparto a través de un breve resumen rico en hipervínculos a material escrito, audio y videos que tenga que ver con el tema de ese BlogCast en particular. Con esto, espero poder hacer que llegue a más personas la información interesante y relevante que voy recolectando durante el tiempo. Por supuesto que esta muestra representa una mínima proporción del material disponible en la web y espero que ustedes también se animen a compartir el material que posean con el resto de la comunidad Latingene. Sin más, los invito a dejar comentarios, enlaces y reflexiones y espero que disfruten de este experimento.

Hoy entonces compartiremos material relacionado con la Biotecnología en Chile, un tema muy solicitado por los lectores de Latingene.

********************************************************************************************************

Escudriñando mis archivos en el computador me puse a revisar qué documentos tengo sobre Biotecnología en Chile. Para mi sorpresa, di con una cantidad considerable de artículos, informes y publicaciones que, casi de manera automática, voy almacenando cada vez que me los topo en el ciberespacio. Así, y para ayudar un poco a nuestros amigos seguidores de Latingene, voy a compartir con ustedes esta especie de línea de tiempo de archivos. De hecho, ahora que analizo me doy cuenta que el único año que no recolecté documentos que valieran la pena compartir fue el 2005. Como siempre, este esfuerzo es una muestra del material que existe y lo comparto con la esperanza de que ustedes también puedan compartir a través de los comentarios a esta columna.

2003.-

– Todo parte con la creación de la famosa Comisión Nacional para el Desarrollo de la Biotecnología que fue creada por el Presidente Ricardo Lagos, mediante Decreto Supremo en Junio de 2002, con el objetivo de identificar y proponer las acciones que deberá asumir el país para permitir el despegue de la biotecnología como herramienta de desarrollo productivo y social. La Comisión fue presidida por el Subsecretario de Economía y estuvo conformada por autoridades públicas, parlamentarios, científicos y representantes de sectores empresariales vinculados con el desarrollo biotecnológico. Más que reunir a un grupo de expertos en biotecnología, la integración de la Comisión quiso reflejar al conjunto de instituciones públicas, académicas y privadas relacionadas con el desarrollo tecnológico y productivo, el medio ambiente, la agricultura y la salud, áreas que están profundamente involucradas con el despliegue y progreso de la biotecnología en nuestro país. Los resultados del trabajo de la Comisión y de los grupos de trabajo que apoyaron esta iniciativa se consolidaron en este informe publicado en Junio de 2003.

2004.-

– Yo iba por la vida sin mayores preocupaciones (viviendo en Inglaterra) cuando un colega del Instituto de Biotecnología me pasa una revista Nature y me muestra esta nota sobre biotecnología Chilena. Realmente no lo podría creer. Ahí me fui directo al computador a contarle a mis amigos en Chile y supe que el paper que había enviado al Electronic Journal of Biotechnology sobre la Biotecnología en Chile, estaba muy bien encaminado.

2006.-

– Este año la actividad parece que estuvo bien cargada a las publicaciones revisadas por pares. Producto del paper publicado el 2004 me invitaron a publicar otro trabajo en el Journal of Technology Management and Innovation, que luego publicó una sección especial dedicada a biotecnología y políticas para el desarrollo de países emergentes. A mi gusto se puede destacar la editorial y el trabajo de Tomás Bas. También se dio con fuerza el “empaquetamiento” de la información esbozada en el Informe de la Comisión Nacional para el Desarrollo de la Biotecnología y fue así que la CORFO publicó un brochure promocional de la biotecnología chilena y luego, a fin de año, lanzó un extenso documento sobre BioMedicina en Chile.

2007.-

– Al parecer, la idea de los Brochures promocionales de la biotecnología Chilena gustaron mucho porque se siguieron desarrollando. Por ejemplo, acá pueden ver el compendio de capacidades en investigación para la biotecnología vegetal o el brochure promocional de las empresas biotecnológicas preparado por CORFO ese año. Por supuesto, yo seguía con mi impulso de escritor, pero ya me estaba enfocando a lo que sería mi área o nicho en biotecnología, publiqué una breve reseña en el Journal of Technology Management and Innovation sobre colaboraciones innovadoras en la industria bio-farmacéutica.

2008.-

– En este año parece que no le puse mucha atención a los documentos que se publicaron sobre la biotecnología en Chile. Sin embargo, la estructura institucional del país fue cambiando. La Comisión Nacional para el Desarrollo de Biotecnología fue transformada/absorbida por el Consejo Nacional para la Innovación y la Competitividad, que ese año solicitó un estudio sobre la evaluación y recomendaciones estratégicas de la biotecnología Chilena que llevó a cabo a una empresa extranjera (donde trabajan científicos chilenos) y que tuvo como resultado un diagnóstico bastante duro que dejó a varios participantes de la “ex”-Comisión de Biotecnología bien dolidos. En parte, los autores tienen razón en sus conclusiones, pero no son más que opiniones, la verdad es que la industria es tan dinámica que lo que vieron los investigadores/consultores en ese estudio probablemente hoy ya no se cumple tan al pie de la letra.

2009.-

– Ya más cerca del día de hoy, la atención interna fue cambiando hacia formas más cuantitativas de medir el progreso/desarrollo de nuestra naciente industria biotecnológica. Así nacieron estudios como este sobre métricas para transferencia tecnológica en biotecnología. Pero por otro lado, desde el extranjero, aparecen artículos en revistas internacionales, como GEN, que cubren nuestra historia, como ejemplo de industria biotecnológica en desarrollo dentro de un país emergente.

2010.-

– Poco a poco este tema de la biotecnología se va acercando al público general en Chile y se hace cada vez más frecuente ver notas como esta, sobre la biotecnología como motor de la innovación Chilena, en el Diario Financiero.

2011.-

– Este año han pasado muchas cosas, desde el lanzamiento de la Marca “Chile BIOTECH” hasta la activa atracción de empresas biotecnológicas extranjeras a través de fondos públicos y/o inversiones directas de fondos privados en proyectos biomédicos. Aquí se resume, brevemente, lo que está pasando y “pensando” la industria en estos días. Por ejemplo hoy podemos ver la estrategia de innovación para impulsar el desarrollo de la biotecnología en Chile, que tiene CORFO. También podemos compartir la visión que tienen un experto extranjero, Gerente de Burrill & Co. , sobre cómo Chile podría desarrollar una bioeconomía. Por otro lado, podemos informarnos sobre lo que está planeando la Asociación de Empresas de Biotecnología de Chile o podemos aprender por qué una empresa de biotecnología de USA, como Green Pacific Biologicals, decide instalar una subsidiaria en Chile. Todo lo anterior, muestra que da a poco vamos evolucionando y nos vamos haciendo parte del mercado biotecnológico internacional.

9 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. Bernardit said, on 24 octubre, 2013 at 11:24 am

    Hola! cuándo viene el update al 2013?
    sería interesante ver qué ha pasado desde entonces🙂

    Me gusta

  2. neuroudec said, on 24 agosto, 2011 at 10:51 pm

    WOW! Con una mirada muy superficial a esta verdadera “fina selección de radiografias” de que lo que pasó y está pasando, veo con los pies en la tierra, pero siempre con una cuota de positivismo, el futuro escenario del país. Ahora veo por qué repites una y otra vez a jóvenes: “Aprovechen las oportunidades que se les están dando”…. las oportunidades se están gestando, y hay que agarrarlas a como de lugar, creando los nichos necesarios para poder ser protagonistas del desarrollo biotecnológico en Chile. No falta plata para crearlos, solo falta la idea y las ganas de querer llevarlas adelante. Cada vez que me meto al blog, salgo super motivado.

    Cristián, con respecto al desarrollo de nuevos productos biotecnológicos, como un biofármaco o una vacuna de ADN, ¿el proceso a seguir es transferencia biotecnológica?… porque de dónde (sino de la Bigpharma) saldría el dinero para hacer los ensayos clínicos en Chile?… ¿qué opinas?

    Harta harta lectura de información orientativa y valiosa…. muchas gracias por compartirla con la comunidad. I owe you a comment.

    PS. Impecable el foro de “Ciencia y Negocios” en el congreso nacional de Bioquímica! Todos quedamos con gusto a poco….

    Me gusta

    • neuroudec said, on 24 agosto, 2011 at 10:53 pm

      By the way, ese chico de arriba, es el Eduardo Fernández Pérez de siempre.

      Me gusta

      • latingene said, on 30 agosto, 2011 at 4:08 pm

        Hola Eduardo, buena pregunta la de Medivation, Dimebon y Pfizer. La verdad es que contrario a lo que te imaginas, una droga que se conoce, que se sabe que es segura y que se le encuentra un nuevo uso terapéutico es algo en lo que generalmente las grandes empresas farmacéuticas les interesaría invertir.

        De hecho, ese “espacio” de desarrollo farmacéutico se llama Drug Re-profiling o reperfilamiento de drogas. Incluso hay empresas biotecnológicas que se dedican exclusivamente a eso. Muchas de ellas estudian los efectos no deseados de algunas drogas que ya están en el mercado y ven en qué tipo de enfermedades dichos efectos (no deseados) serían deseados. Por ejemplo, una droga para el romadizo -que como efecto no deseado deja la boca seca- si se formula bien, puede ser usada para la sialorrea (o salivación excesiva) en pacientes con enfermedades neurodegenerativas.

        En cuanto a las patentes, se puede proteger el nuevo uso de una droga conocida, pero no el principio activo. Te recomiendo esta columna que escribí hace un tiempo: https://latingene.wordpress.com/2010/11/07/transferencia-biotecnologica-y-gestion-de-patentes/

        Sobre la prescripción “cruzada”, eso es poco posible que pase -que te receten la pastilla de antihistamínico para el Alzheimer- porque generalmente la formulación y dosis del principio activo re-perfilado es distinta a la de su uso inicial. De todos modos, existe el riesgo de que se compre la droga para una indicación y se use en otra, sobre todo si uno de sus usos se vende más caro que el otro. La idea de múltiples áreas terapéuticas para una misma droga podría funcionar siempre y cuando los usos vengan de la mano con formulaciones muy distintas, como por ejemplo, una gota para los ojos y una pastilla con el mismo principio activo.

        Seguimos el diálogo,

        Saludos.- CHC.- Latingene

        Me gusta

      • neuroudec said, on 1 septiembre, 2011 at 10:25 pm

        Que tal Cristián,
        Desordenando un poco los comentarios, haha, muy interesante respuesta. Aún así, sigo sin entender por qué el DCA no ha conseguido la atención de las farmaceúticas, teniendo en cuenta los buenos resultados tanto “in vitro” como “in vivo”. Desde otro punto de vista, quizás la re-perfilación de esta droga no sea o no ha sido posible.

        En el caso de Medivation, ellos sub-contrataron a Pfizer para realizar los ensayos clinicos, pero la patente, se mantiene y se mantendrá en manos de la primera? Además imagino que la ganacia de Pfizer está en que ellos comercializarán la droga y de esas ganancias solo un % irá a Medivation (eso se considera transferencia tecnológica?)

        Cito: “una droga que se conoce, que se sabe que es segura”–> bajo esa premisa, es necesario llevar a cabo las 4 fases de los estudios clínicos en el caso del fármaco re-formulado, pero que cuenta con el mismo principio activo?

        Muchas gracias por compartir tus conocimientos,
        Eduardo.

        Me gusta

      • latingene said, on 9 septiembre, 2011 at 9:26 am

        Hola Eduardo, bien al grano que el tiempo es escaso. Perdona el desorden de los comentarios, pero no puedo generar más niveles de comentarios a los comentarios.

        1.- Habría que ver el detalle del caso de DCA, pero probablemente no sea tan fácil reperfilarlo pues la nueva formulación podría ser muy parecida a la que ya existe.
        2.- En el caso de Medivation, es Pfizer en realidad quien tiene el control de ese proyecto (pues es quien paga), sin embargo Medivation le licencia esa patente y los derechos comerciales a Pfizer y si el producto al final se vende, Medivation se lleva un porcentaje de las ventas. Eso es considerado Transferencia Tecnológica, pura y dura.
        3.- No debería pasar por las 4 Fases Clínicas, generalmente se parte desde Fase 2.

        Saludos, CHC

        Me gusta

    • latingene said, on 25 agosto, 2011 at 1:56 pm

      Hola Eduardo,

      Gracias por el mensaje y la positiva respuesta. Da gusto encontrarse con comentarios alentadores y llenos de energía como el tuyo.

      Ciertamente, respondiendo a tu pregunta del biofármaco, el camino más lógico es tratar de licenciar el desarrollo a una empresa farmacéutica o biotecnológica más grande que pueda llevar a cabo los ensayos clínicos, sobre todo, los ensayos de fase III que son los más caros y engorrosos. De todas formas hay casos de empresas pequeñas que han hecho todo el desarrollo ellas mismas e incluso han apostado por convertirse en FIPCOs (Fully-Integrated Pharmaceutical Companies). Ahora bien, la mayoría está optando por salirse de ese camino y convertirse más bien en VIPCOs (Virtually-Integrated Pharmaceutical Companies), donde externalizan o subcontratan el desarrollo de varias actividades a terceros. Un caso notable de ese modelo es la empresa Medivation que está en el Nasdaq y que tiene un laboratorio en Chile.

      Gracias por los saludos por la moderación del Foro de Ciencia y Negocios, la verdad es que lo pasamos muy bien, estuvo bien entretenido y muy dinámico. Me alegro que te haya gustado.

      Seguimos conversando y gracias por participar en Latingene,

      Saludos,

      CHC

      Me gusta

      • neuroudec said, on 30 agosto, 2011 at 1:35 am

        Gracias por el feedback Cristián.
        Si, el modelo VIPCO se ve bastante sustentable con respecto al FIPCO, en el mercado actual. Así supe que Pfizer, se encuentra constantemente a la caza de nuevos fármacos (searching) en vez de estar invirtiendo en la investigación y generación de nuevos productos desde cero (researching). Y no es de extrañar pues en el ultimo tiempo han puesto demasiada plata en “researching”, pero no han obtenido el retorno esperado. Además, el gran numero de patentes que vencen actualmente y que vencerá en los proximos años actúa como “driving force” para que la BigPharma se preocupe de sacar productos rápidamente aunque no provengan directamente de su propio laboratorio. Ahí es donde entran fuerte las universidades, institutos y laboratorios privados… VAMOS CHILE!

        Con respecto a Medivation, estuve leyendo que querían utilizar Latrepirdina (Dimebon) para tratar el Alzheimer y Huntington, pero lamentablemente no obtuvieron los resultados que esperaban en los ensayos clínicos “auspiciados” por Pfizer. Aún así, quisiera saber cual es la ganancia de sacar al mercado un fármaco que ya se conoce hace muchos años, pues se ocupaba como antihistamínico, ¿se puede repatentar para cierto tipo de enfermedades como Alzheimer?
        De ser posible la re-patentación y suponiendo que tuvieron buenos resultados para tratar Alzheimer, tampoco suena muy prometedor el futuro, porque basta con comprar el medicamento genérico online, y en vez de ocuparlo como antihistamínico, se le da al paciente para tratar el Alzheimer…. o no? que opinas?

        Y hago estas preguntas, porque en el ultimo año leí 3 papers sobre el DCA (dicloroacetato), una droga también muy “antigua” que se ocupa para tratar la acidosis láctica, pero que también ha tenido excelentes resultados en cuanto al tratamiento del cáncer. Entonces, ahí comprendí por qué las farmacéuticas no quisieron hacer los ensayos clínicos para tratar ciertos tipos de cáncer con DCA: al ser una droga muy barata, (en comparación con las actuales quimioterapias) y no patentada, no tendrían el retorno de capital esperado.

        Entonces tengo esas contradicciones en la cabeza: Por qué la compañía farmaceútica más grande del mundo, Pfizer, optó por respaldar los ensayos clínicos de Medivation para usar Latrepiridina en Alzheimer….y no los ensayos independientes para tratar el cáncer con DCA, si se trata de 2 drogas que comparten las mismas características: tienen un gran mercado (que son cáncer y Alzheimer) y además no tienen patentes.

        Ojalá que sigan los temas interesantes.
        Eduardo, un preguntón por naturaleza.

        Me gusta

  3. Bernardita said, on 23 agosto, 2011 at 10:45 am

    Gracias Cristián, nuevamente un excelente aporte!

    Me gusta


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: